Home > Live > Crónica Tom Petty & The Heartbreakers – Hyde Park

Crónica Tom Petty & The Heartbreakers – Hyde Park

Tom Petty & The Heartbreakers

Tom Petty & The Heartbreakers – British Summer Time – Hyde Park – 9 de julio de 2017

¿Puede un árbol hacer ruido si cae en medio de un bosque y nadie lo oye? La mayoría diría que no. Por la misma lógica, si preguntáramos “¿existe Tom Petty?” a alguien que nunca ha oído alguna de sus canciones, la respuesta sería igualmente que no, que es un ser irreal o una fantasía creada por un subconsciente Peterpaniano. Pero la realidad es que sí, definitivamente Tom Petty existe. Y además es uno de los grandes. Sus melodías, sus canciones, son capaces de colarse poco a poco en tu alma, dejando un sabor de melancólica felicidad y placer inigualable. Que le pregunten si no a las miles de personas que llenaron por completo el recinto de Hyde Park en Londres el pasado Domingo, 9 de julio.

Lo cierto es que Petty, que es una súper estrella en USA al nivel de Springsteen, apenas tiene relevancia fuera de su país. Quizás por eso hacía 18 años que no tocaba en suelo europeo – el Reino Unido sigue siendo parte de Europa, chúpate esa, May – a pesar de celebrar con esta gira sus 40 años de carrera musical. La de Londres era una oportunidad única para verle en directo, porque con 67 años no parece que vaya a prodigarse mucho más en el futuro.

Uno siempre espera que un concierto de rock & roll empiece con un riff mastodóntico, sonido demoledor y cosas así, pero a las 8 de la tarde, con el sol aún en lo alto, Tom Petty  – impecable con sus gafas de sol, camisa roja, chaleco y chaqueta – decidió empezar saludando al público e introduciendo Rockin’ Around (With You), la primera canción de su primer disco y la primera canción que tocaron en Inglaterra. En seguida nos dimos cuenta de que faltaba potencia al sonido, y también que esto era algo premeditado. Siguieron Mary Jane’s Last Dance, jaleada por todo el mundo, You Don’t Know How It Feels – la chica que estaba delante de mí se emocionó tanto que acabó abrazando a un tipo 30 años mayor al que rápidamente apodamos el Témpano, en honor a Límite 48 Horas- y Forgotten Man, esta de su último álbum de estudio. Pero no fue hasta que tocaron I Won’t Back Down que la gente se arrancó a cantar y hacer coros. Normal. Sin embargo Free Fallin’, la canción por antonomasia de este genio de Gainesville (Florida) no consiguió el mismo efecto. Tocarla tan pronto, siendo aún de día y bajar tanto el tempo fue en cierto modo un anti clímax. Con Stop Draggin’ My Heart Out, para la que subió al escenario Stevie Nicks de Fleetwood Mac, acabó la primera parte y la más irregular del concierto.

Mientras bajaba el sol, Tom Petty y sus Heartbreakers, atacaron It’s Good To Be King, incluyendo una jam de blues espectacular. De ahí a Crawling Back To You, Wildflowers – inmensa – y una ralentizada Learning To Fly. Fue una parte con cierto aire crepuscular, con un poso de despedida, pero de una belleza increíble. La parte más emotiva sin duda, aderezada además por la presentación que Petty hizo de la banda que le ha acompañado estos 40 años. De Mike Campbell, que ha estado con él desde el principio, dijo que lo encontró por un anuncio suyo en el que se ofrecía como guitarrista – tenían  13 años -. Cuando fue a su casa y vio su guitarra japonesa de 16 pavos se dijo a sí mismo “poco prometedor”, pero pasó a “quiero a este tío conmigo para siempre” cuando le vio tocar Johnny B. Goode.

Aprovechando la oscuridad, o quizás debida a ella, la parte final arrancó canalla y rockera, con Yer So Bad, Refugee y por supuesto Runnin’ Down A Dream, brutalmente alargada hasta el infinito. You Wreck Me y la infalible American Girl pusieron punto y final a la noche y a un concierto imprescindible.

Decía Rocky Balboa en una de sus películas que el tiempo nos vence a todos, y viendo a un ajado Tom Petty no podríamos quitarle la razón. Pero lo que está claro es que sus canciones vivirán para siempre. Definitivamente, Tom Petty existe.

You may also like
Ian Hunter en Teatro Circo Murcia
Crónica Ian Hunter & The Rant Band en Teatro Circo (Murcia)
Crónica The Amsterdammers en Madrid
The Black Box Revelation
Crónica concierto The Black Box Revelation en De Roma, Amberes
Big Up!
Big Up! es Murcia y Murcia es Big Up!

Deja un comentario